¿Qué hacemos con el coronavirus?

Mensaje de Jagoda Munic, Directora de Amigos de la Tierra Europa

Nuestro mundo ha cambiado de la noche a la mañana. El coronavirus nos ha obligado a unirnos, a ser solidarios y a organizar acciones urgentes sin precedentes. La pandemia ha paralizado al mundo, desencadenó respuestas extraordinarias de los gobiernos y nos ha confinado a muchos de nosotros entre las cuatro paredes de nuestros hogares.

En estos tiempos extraordinarios, Amigos de la Tierra expresa solidaridad con todos los afectados por el coronavirus. Mostramos nuestra inmensa gratitud a los investigadores, y especialmente a los trabajadores de la salud, en la primera línea, que enfrentan riesgos para que la gente pueda recibir atención.

Agradecemos a los agricultores, recolectores de frutas y verduras, trabajadores de tiendas, distribuidores, manipuladores de residuos y todos los demás que brindan servicios esenciales.

Al igual que con cualquier crisis nacional, mundial o ambiental, son los más pobres y vulnerables los que más sufren. Somos solidarios con las personas que pueden haber perdido su trabajo o sus ingresos, o que se encuentran en una posición imposible de tener que elegir entre su salud o continuar trabajando para pagar el alquiler y poner comida en la mesa. Reconocemos que la gran mayoría de las enfermeras, cajeros y cuidadores en primera línea son mujeres.

Todos estamos llamados a cuidarnos unos a otros en este momento: nuestros amigos y familiares, nuestros colegas, nuestros vecinos y aquellos aislados o necesitados. Este podría ser un buen momento para conocer un poco mejor a nuestros vecinos, cocinar más para quienes están enfermos y prestar especial atención a quienes son vulnerables.

Mucha gente está trabajando desde casa para ayudar a prevenir la propagación del virus. Se les pide a todos los que puedan aislarse y tomar todas las medidas posibles para evitar la transmisión del virus, para evitar que nuestros hospitales lleguen al límite. Así también nos cuidamos el uno al otro.

Todos podemos contribuir, cooperando y apoyándonos unos a otros, brindando ayuda donde sea necesario y llegando a otros.

Las respuestas contundentes de nuestros gobiernos al coronavirus son particularmente reveladoras para los activistas ambientales. Demuestran a todos que nuestros gobiernos pueden escuchar a los científicos y actuar con el asesoramiento de expertos. Son capaces de tomar medidas de gran alcance, alterar la vida diaria y poner a disposición grandes sumas de dinero en respuesta a emergencias que amenazan vidas y medios de subsistencia, incluso cuando esto tendrá repercusiones económicos.

Tanto para el coronavirus como para las crisis ecológicas, necesitamos que nuestros gobiernos trabajen juntos y cooperen internacionalmente para limitar estas amenazas que no conocen límites y que tocan a todos. Necesitamos que nuestros gobiernos movilicen recursos para aliviar el impacto de estas crisis de manera que aborden las desigualdades existentes y prioricen a las personas más afectadas y vulnerables.

Amigos de la Tierra cree en un mundo con cariño y compasión dentro de los límites ambientales. Nuestros valores principàles siempre han incluido la solidaridad, la empatía y la igualdad, pero nunca los hemos apreciado más que ahora.

Que podamos responder a los desafíos que enfrentamos con lo mejor de la humanidad. Cuídate, a los demás y al planeta.

Puede que te guste ...

A %d blogueros les gusta esto: